Contadores de historias a tiempo parcial con viajes por el mundo sideral

Pasarelas del río Mao

Noemi
Noemi Galicia

El otoño invita a pasear por la naturaleza, con el cambio de color de la vegetación es el momento perfecto para adentrarse en los bosques, perdernos por senderos rodeados de verdes, ocres o amarillos; caminar en silencio y dejarse maravillar con el entorno.

Las pasarelas del Río Mao (Parada de Sil, Ourense), se encuentran en el corazón de la Ribeira Sacra, por lo que es un enclave sensacional para contemplar las escarpadas laderas y panorámicas de foto con total seguridad; ya que gracias a estas pasarelas anchas de madera con barandillas, completamente integradas en el paisaje, podrás disfrutar de un cómodo paseo de 1.8 km, sin apenas desniveles. En algún momento hay tramos de escaleras, por lo que no las hace completamente accesibles para personas con movilidad reducida.

En el trayecto podrás admirar la belleza del Cañón del Río Mao con especies autóctonas gallegas como robles, castaños, madroños o laureles. A mitad del camino, hay un mirador acondicionado, para reponer fuerzas, sacar 1000 fotos o contemplar el desnivel tan marcado que caracteriza a los cañones del Sil y ver cómo están dispuestas las viñas en los socalcos, para hacernos una idea de los motivos por los que le llaman “Viticultura Heroica”. Durante el paseo aprenderás curiosidades sobre la flora y la fauna, ya que encontrarás paneles informativos y juegos interactivos, por lo que es un buen plan para los niños y…no tan niños!!!

¿Cómo llegar?

Las pasarelas empiezan en la Fábrica de la Luz, una antigua central hidroeléctrica reconvertida en albergue; por lo que si buscas en Google Maps “Fábrica da Luz” o “Pasarelas Río Mao” te llevarán sin pérdida. La carretera es estrecha, con múltiples curvas y asfaltada. Antes de llegar veréis un indicador a mano derecha que pone “Fábrica da Luz/Punto de encuentro/Pasarela Río Mao” que conduce a una bajada bastante pronunciada hasta un pequeño aparcamiento a los pies de la central. Ahí podréis dejar el coche. Si no hay sitio, en la carretera, en las inmediaciones del indicador, hay algún arcén más ancho, donde puede entrar algún coche.

Cerca de estas pasarelas podrás visitar la necrópolis medieval de San Vítor en San Lourenzo de Barxacova con varias tumbas antropomórficas excavadas en la roca, el Mirador de Galeana o a 30 minutos en coche: Castro Caldelas con su precioso castillo, está incluido en los Pueblos Más Bonitos de España y degustar su tradicional bica ¡¡¡que está de vicio!!!

Comentarios